a00480483 371Noventa minutos. Así, a priori, una hora y media no es nada… Pero, ¿si te decimos que en ese tiempo tu pareja y tú podréis transportaros al Líbano a través de vuestros sentidos? ¿Si te afirmamos que en ese insignificante periodo de vuestra apretada agenda vais a conseguir una relajación absoluta de vuestro cuerpo y vuestra mente? ¿Si te decimos que vuestra piel se suavizará, se nutrirá y se volverá más luminosa? No, no estamos locos.

Caroli Health Club propone con “Luna de Oriente” un exclusivo plan para parejas que os permitirá disfrutar de sendos masajes, un relajante circuito spa y una exótica cena en el elegante restaurante libanés Shukran.

El masaje:

Las tradicionales técnicas curativas de Oriente Próximo se trasladan a la capital madrileña y ofrecen un concierto de aromas a almendra dulce, granos de café de Arabia, canela, té y flor de azahar. Los aceites, elaborados con estos ingredientes naturales, exfoliarán vuestra piel y, posteriormente, activarán vuestra circulación eliminando toda la tensión.

El spa:

El circuito que propone el private spa de Caroli Health Club incluye una relajante visita al baño turco, también denominado hamman. El vapor, con una temperatura de 50ºC y con una humedad entre el 70% y el 100%, permitirá eliminar cualquier atisbo de stress o nervios. Además, esta experiencia continuará activando la circulación de la sangre.

tabboulehLa cena:

La exótica experiencia, que empezó por nuestra piel, termina en el paladar. El restaurante Shukran os ofrecerá un menú especial que incluye platos ligeros, frescos y naturales.  Las ensaladas Fatoush (ingredientes de la huerta mediterránea aderezados con un toque de menta, limón y crujiente de pan) y  Tabbouleh, plato emblemático de la comida libanesa, se acompañarán con la degustación de Hommos (crema de garbanzos) o Mutabal (crema de berenjenas) y un Kebbe como plato principal.

La especias aromáticas utilizadas en estos platos pondrán el broche de oro a una velada en la que todos vuestros sentidos habrán  disfrutado como nunca.

No os lo penséis. ¡Viajad al Líbano! Solo requiere una hora y media…